Bodegas Gandía lanza al mercado su aperitivo listo para tomar Sandara Spritz

La com­pa­ñía valen­cia­na amplía la gama San­da­ra ins­pi­rán­do­se en el cóc­tel de ori­gen vene­ciano

La gama de espu­mo­sos San­da­ra cre­ce con un Spritz lis­to para tomar, un espu­mo­so pre­mium ins­pi­ra­do en el cóc­tel que está mar­can­do ten­den­cia y que está tenien­do cada vez más pre­sen­cia en la hos­te­le­ría a nivel inter­na­cio­nal. San­da­ra Spritz sor­pren­de a los pala­da­res más exi­gen­tes con su ele­gan­te sabor y su bajo con­te­ni­do alcohó­li­co, un 7,5%.

San­da­ra Spritz des­ta­ca por su color naran­ja inten­so bri­llan­te y su bur­bu­ja fina, fres­ca y cru­jien­te. En nariz mar­ca notas de naran­ja amar­ga, rui­bar­bo y un fon­do cla­ro y lim­pio de pome­lo. Cuan­do lo pasa­mos por boca nos mar­ca fres­cu­ra liga­da a su aci­dez, así como leves notas amar­gas que acom­pa­ñan en per­fec­to equi­li­brio a cual­quier ape­ri­ti­vo.

Des­de su crea­ción en 2015, San­da­ra ha dado muchas ale­grías a Bode­gas Vicen­te Gan­día con su gama de espu­mo­sos. En su déci­mo año de anda­du­ra ya tie­ne pre­sen­cia inter­na­cio­nal en más de 50 paí­ses y sigue cre­cien­do año tras año. Es top ven­tas en su cate­go­ría y ha gana­do más de 50 pre­mios y reco­no­ci­mien­tos a nivel glo­bal. Esto se debe al con­ti­nuo lan­za­mien­to de sabo­res inno­va­do­res que hacen que su pre­sen­cia aumen­te en muchos luga­res. Sabo­res como San­da­ra Spritz es, en defi­ni­ti­va, un espu­mo­so lis­to para tomar ins­pi­ra­do en el popu­lar cóc­tel vene­ciano que se ha hecho enor­me­men­te popu­lar en todo el mun­do.

Lle­ga la hora de San­da­ra Spritz un mara­vi­llo­so ape­ri­ti­vo bajo en alcohol que se reco­mien­da dis­fru­tar en copa de vino con mucho hie­lo en cubi­tos, una roda­ja de naran­ja valen­cia­na y un par de gotas de angos­tu­ra. Una vez más, San­da­ra apues­ta por una bebi­da en línea con lo que repre­sen­ta esta mar­ca tan popu­lar para los con­su­mi­do­res que quie­ren dis­fru­tar de un espu­mo­so sin más com­pli­ca­cio­nes, sin renun­ciar a una gran cali­dad y a una pre­sen­ta­ción con un toque ele­gan­te que pro­yec­te su ima­gen per­so­nal. Una bebi­da que enca­ja per­fec­ta­men­te en momen­tos de con­su­mo alter­na­ti­vos a los del vino tra­di­cio­nal, como la hora del ape­ri­ti­vo, el tar­deo o los after­works.

¡Compartir es vivir!

Suscríbete al boletín

Noti­cias, crí­ti­cas de res­tau­ran­tes, catas de vinos y acei­tes, etc.